Archivo de la etiqueta: peluquería canina

Peluquería canina positiva y posible

No se si tod@s compartimos la misma visión de lo que debería de ser una peluquería canina mas positiva, seguramente estaríamos de acuerdo en muchas cosas aunque probablemente surgirían discrepancias que supongo que podríamos superar porque de una forma u otra nos unen unos objetivos comunes como son:

la mejora de la formación,

de las condiciones laborales de los profesionales

de la excelencia en los servicios

de la imagen y el prestigio de nuestro oficio

y sobre todo la mejora del bienestar de los seres a cuyo cuidado nos dedicamos.

Digo esto porque entiendo que hay distintas y muy respetables formas de entender ejercer la peluquería canina en unas condiciones mas positivas para el animal, el profesional e incluso para el cliente, hay salones que no usan cabinas de secado, jaulas o boxes, ni sujeciones e incluso que no citan a mas de un cliente por sesión o usan terapias alternativas como método de control de estrés, iniciativas y procedimientos muy meritorios y con los que much@s profesionales de la higiene y el cuidado animal nos sentiríamos identificados y satisfechos.
Pero la cuestión es que como empresarios y gerentes de nuestros salones debemos intentar rentabilizar nuestra inversión, nuestro trabajo, el de nuestros colaboradores y asegurar la estancia de nuestros clientes a la vez que ofrecer un trato personalizado y adaptado a las características de cada animal de forma que necesitamos usar determinados complementos de forma eficiente y siguiendo unos protocolos claramente definidos que minimicen el impacto en sus (y nuestros)niveles de estrés.
Usar cabinas de secado, jaulas de espera, correas, bozales o reunir varios perros al mismo tiempo no considero que sea en sí un mal procedimiento y mucho menos una mala práctica profesional siempre que haya un estricto control, una atención personalizada y profesionales expertos que supervisen la tarea.
Francamente dudo de la posibilidad de supervivencia empresarial de quienes intentan,con mucho mérito y toda mi admiración, practicar una peluquería canina en unas condiciones tan ideales, yo por mi parte sigo intentando congeniar rentabilidad y excelencia y mantener mi salón abierto para seguir ofreciendo un servicio con la máxima ética profesional y positividad que me permite una sociedad que mayoritariamente ignora, desprecia u olvida las necesidades de sus compañeros e infravalora nuestra especialidad priorizando las tarifas como elemento de decisión desde la idea de que todas las peluquerías somos iguales, sigo intentando sobrevivir sin bajar mis estandares de calidad ni mis tarifas frente a una competencia mayoritariamente basada en precios tan reducidos que devaluan nuestra especialización y ponen en peligro el futuro de todo el sector.
Para mi la peluquería canina positiva consiste en aportar,en sumar, en evolucionar e ir eliminando toda la negatividad inherente a nuestro oficio pero luchando a la vez por sobrevivir empresarialmente para que los animales y sus dueños puedan seguir acudiendo a una peluquería canina de confianza.

Prevención y Compromiso

Trabajamos con animales vivos y siempre existe la posibilidad de que fallezcan en nuestras instalaciones por causa natural o a consecuencia de una negligencia, la primera es inevitable y aunque debemos estar preparados para asistirles también debemos estarlo para asumirlo aunque no sea nuestra responsabilidad y actuar de forma comprensiva y respetuosa hacia su familia, lo segundo, el descuido o la falta de atención y previsión si que es evitable y nos hace responsables directos del fatal incidente, una responsabilidad que nos obliga a responder a las consecuencias y posibles reclamaciones legales.
¿Que podemos hacer para evitar las incidencias que por descuido culminen en lesiones o incluso con el fallecimiento del animal?
Lo principal es estudiar y analizar previamente las posibles causas de accidente y establecer protocolos que incrementen y aporten seguridad a nuestras instalaciones y procedimientos de servicio.

Redactar por escrito cuales son los riesgos y cuales los medios para prevenirlos y evitarlos estableciendo un plan que acredite nuestro interes por evitar los accidentes y la atención que dedicamos a su prevención es una excelente forma de aportar seguridad a nuestros clientes y de alguna forma puede resultar una buena defensa frente a determinadas denuncias.
Toda esta información y otro tipo de garantías para los clientes quedan habitualmente registrados en un Código de buenas prácticas profesional, un compromiso que garantiza a los clientes la seguridad y la calidad de nuestros servicios profesionales.


 

Un Código de Buenas Prácticas en la peluquería canina pretende constituir una guía práctica que facilite el cumplimiento de la legislación aplicable a las empresas del Sector de Peluquerías caninas, y contribuya a resolver, de manera ágil, las cuestiones más frecuentes que pudieran plantearse como consecuencia del desarrollo de la actividad de acicalamiento, higiene y cuidado de mascotas, con el objetivo de promover la calidad de sus servicios y acrecentar el grado de protección de los derechos de los consumidores y usuarios incrementando el nivel de calidad y seguridad de la actividad desarrollada por los establecimientos favoreciendo un trato respetuoso hacia los animales confiados al cuidado de los profesionales.


 

Por supuesto que debemos contratar un seguro que cubra nuestra responsabilidad ante a un suceso que suponga lesiones o incluso el fallecimiento del animal a nuestro cuidado, un seguro que cubra nuestra responsabilidad frente a los posibles denunciantes.
Conviene tener en cuenta que las posibles fugas de un animal de nuestras instalaciones y las consecuencias de las mismas son también competencia del responsable del centro por lo que además de ser muy exigentes en nuestras medidas de seguridad deberíamos comprobar que nuestra aseguradora cubre dichas fugas.

Podemos asumir un compromiso, podemos prevenir y estar muy atentos y aún así nunca estaremos libres de la difamación, del escarnio, la calumnia, la injuria, el insulto o la denigración pública, gratuita y frecuentemente  anónima de las redes sociales, un medio que juzga y culpabiliza desde el seguimiento y promoción de cualquier comentario vertido con mas o menos razon, con mas o menos resentimiento  sin tener en cuenta la realidad de los hechos, la reacción de los responsables ni el dolor y el perjuicio económico que se puede estar haciendo a quienes solo deben responder ante la justicia.

Comprometámonos con nuestros clientes, prevengamos los riesgos, pongamos los medios para  evitarlos y respondamos con responsabilidad frente a los incidentes, la justicia está para determinar la posible culpabilidad y la compensación oportuna.

Pero hay otra cuestión interesante.

¿Quien puede asesorarnos y ayudarnos frente a posibles reclamaciones o denuncias?

Las asociaciones profesionales y las empresariales  deberían ofrecer servicios de cobertura legal, laboral y fiscal además de la formación necesaria para mejorar la calidad y la seguridad de los servicios de sus asociados contribuyendo positivamente a la mejora del prestigio de nuestra actividad participando activamente en el Sistema Arbitral de Consumo de su comunidad y asumiendo un Código de Buenas Prácticas en la peluquería canina.

Asociación, ¿la solución?

Buenas prácticas en la peluquería canina

La Calidad como elemento diferenciador en la peluquería canina

Compromiso +

 

Mi especialidad, tu responsabilidad.

Tras años de selección hemos conseguido modificaciones en la morfología e incluso en el comportamiento de unos animales con los que hemos compartido trabajo y familia, unos seres que nos han acompañado a lo largo de nuestra historia, con los que nos une una gran afinidad y a los que apreciamos de una forma muy especial y cercana.

01110

Estos cambios o modificaciones han tenido durante muchos años un sentido eminentemente práctico seleccionando y reforzando aquellos aspectos que mejoraban la eficiencia en sus funciones de caza, guardia, pastoreo y demás labores en las que siempre han sido unos excelentes colaboradores. Una selección que se ha favorecido en distintas sociedades y grupos humanos en todo el mundo y que han dado lugar a diferentes grupos morfológicos clasificados en función de sus proporciones y características osteológicas y a diversos tipos de manto o pelaje que les diferencian de sus predecesores e incluso muestran unas evidentes diferencias entre los diferentes componentes de su propia especie.perros

Que los perros muestran diversas formas y tamaños resulta muy evidente pero lo que no parece ser tan conocido es la diversidad de sus pelajes que han ido evolucionando a partir de los mantos de doble capa, una interior suave y una exterior mas basta típica de los canidos salvajes presente de diversas formas en el perro moderno hasta unos mantos de capa única o carente de capa interior.

Los diferentes tipos de mantos condicionan la protección que ofrecen a los animales que los portan y determinan el tipo de cuidado, los productos y las técnicas necesarias para su cuidado.

Los mantos considerados como naturales por su similitud con sus antepasados los lobos (Canis lupus) requieren muchos menos cuidados ya que por lo general se regeneran o mudan siguiendo un ciclo natural relacionado con los diferentes cambios estacionales crecen hasta su máxima longitud, maduran y caen de forma continua y nunca deben ser rasurados puesto que además de desproteger su piel se interrumpe el proceso de regeneración produciendo mantos deteriorados que no cumplen con su función protectora propiciando problemas dérmicos, molestias y picores.

Los mantos considerados como de una sola capa son más parecidos al pelo humano ya que tienden a crecer mucho más y tienen una menor tendencia a la muda que los naturales, suelen ser mantos producto de una selección basada mucho más en conceptos estéticos que prácticos, animales cuya función es mayoritariamente el ejercer de compañeros de los humanos que los acogen en sus hogares.

Actualmente, independientemente de la función para la que fueron seleccionados la mayoría de los perros son acogidos como animales de compañía en hogares en los que se les aprecia y procura manutención, cariño y cuidados por parte de personas que siendo conscientes de las principales necesidades de sus compañeros ignoran u olvidan la importancia que tiene la higiene de sus mascotas en la salud de ambos y la necesidad de mantenimiento y cuidado de un elemento esencial en su protección como es su pelaje, un pelaje muy elegante y atractivo que son incapaces de cuidar por si mismos y que sin un debido mantenimiento se enreda convirtiéndose en un inconveniente que les incomoda produciendo picores, llegando incluso a limitar su movilidad, comprometiendo su bienestar y convirtiéndoles en esclavos de un pelaje que debería protegerles y aportarles belleza.

Mi labor como peluquero canino profesional es mantener el manto de los animales que requieren de mis servicios en las mejores condiciones mediante la aplicación de productos de cosmética de calidad, el aprendizaje de las diferentes técnicas que he adquirido gracias a una formación continua, la experiencia acumulada en años de trabajo, la vocación de ayudar a unos animales que me apasionan y mi capacidad para empatizar, comunicar y aportarles la confianza necesaria para que se dejen manejar por mis manos haciendo de la sesión de peluquería canina una experiencia de bajo nivel de estrés a unos animales a menudo poco acostumbrados y frecuentemente con problemas de socialización.

Su bienestar y cuidado son tu responsabilidad y mi especialidad.

Pero tu perro es tu responsabilidad y él depende totalmente de tu interés, capacidad o concienciación porque además de cariño y atención requiere de un continuo cuidado de su higiene y del estado de su pelaje. Tú que le acoges y le aprecias eres el único responsable de su bienestar y el estado de su manto influye directamente en el mismo.

Cuenta con mi apoyo, como profesional puedo informarte12928423_10205799464057127_777081709007383530_n y enseñarte como cuidar de el y también estaré encantado de hacerme cargo de su higiene y mantenimiento.

Pero antes de confiar el cuidado de tu compañero infórmate si la persona que has seleccionado es realmente un profesional, hay mucho intrusismo en este oficio y necesitas estar seguro de que tu perro estará en buenas manos, en manos expertas y preparadas para ofrecerle el mejor trato y servicio.

Tu perro depende de ti, asume tu responsabilidad como él lo haría contigo.

mi especialidad

Necesidad de cuidados

Abandonados

Dependientes

 

¿Grupos profesionales en la peluquería canina?

Comprendemos perfectamente las diferencias existentes en muchas profesiones entre aprendices, ayudantes y oficiales y es facil entender que cada una de estas clasificaciones tienen que ver con factores como la autonomía, el mando, la responsabilidad, los conocimientos, la iniciativa y la complejidad que son necesarias para desarrollar las tareas características de cada uno de los diferentes puestos de trabajo. Grupos Profesionales
Sabemos que estos elementos son progresivos y asumidos mediante la consecución de la experiencia y conocimientos que son necesarios para cada nivel profesional, que una ayudante de peluquería de grupo profesional I no está capacitada para realizar las funciones asignadas a grupos profesionales superiores, que no corta o no debería cortar el pelo ya que para esta tarea necesita estar cualificada y clasificada en el Grupo profesional III por lo que seguramente no nos arriesgaríamos a poner el corte de nuestro cabello en sus manos. (Ver al final los grupos profesionales en la peluquería humana)


El grupo profesional  agrupa todas las aptitudes profesionales, titulaciones y contenido general de la prestación laboral de los trabajadores incluidos en dicho grupo, y podrá incluir distintas tareas, funciones, especialidades, profesionales o responsabilidades asignadas al trabajador. El concepto de grupo profesional gira entorno a tres elementos:

Aptitudes profesionales.
Titulación profesional.
Contenido de la prestación.

La reforma laboral de 2012 suprimió el concepto de categoría profesional, por lo que todo el sistema de clasificación profesional gira en torno al concepto de grupo profesional.


Esto es así en numerosas profesiones cuya formación y acreditación ha sido regulada pero no lo ha sido ni lo es aun en la peluquería canina, un oficio en el que no existe titulacion ni certificación profesional alguna, con una oferta formativa que depende de la buena voluntad de cada centro o cada profesional que se dedique a la enseñanza de forma independiente y con una salida laboral que obliga a ejercer como oficial de grado superior cuando no se está suficientemente preparado ni por supuesto debidamente acreditado para desarrollar las funciones requeridas.

Es habitual encontrar a personas sin la debida formación ni experiencia a cargo de pequeñas secciones dedicadas a la peluquería canina en clinicas veterinarias o comercios de animales de compañía e incluso es frecuente ver a estas personas al frente de su propio salón de peluquería realizando tareas de forma muy poco profesional.
Pero las cosas han empezado a cambiar y este cambio va a permitir y propiciar una evolucion en nuestro sector que lo va a sacar de la marginalidad equiparandolo a otras profesiones oficialmente reconocidas y por ello mas prestigiosas.
En estos momentos el INCUAL(Instituto Nacional de las Cualificaciones) está estudiando la inclusión de nuestra actividad en el Catálogo Nacional de Cualificaciones Profesionales de forma que dentro de un tiempo existirá una formación oficial específica asociada a nuestra profesión que servirá como base para la evaluación y la entrega de un titulo profesional o un certificado de profesionalidad según corresponda a cada caso.
A partir de el momento de su publicación oficial y la puesta en marha de las acciones formativas requeridas existirán títulos de Formación Profesional de diferentes grados y Certificados de Profesionalidad de distintos niveles, acreditaciones profesionales que requerirán una evaluación previa que acredite la experiencia y conocimientos requeridos en cada grado o nivel profesional.
Es muy probable que con posterioridad se pueda proceder a la negociación de un convenio colectivo del sector de la higiene y el cuidado de los animales de compañía entre las asociaciones profesionales y los representantes de los trabajadores en el que se fijen las condiciones de trabajo y productividad y las obligaciones a que se compromete cada parte quedando definidos los diferentes grupos profesionales y sus características.

ALGUNAS CUESTIONES

¿Como afectarán estos cambios a quienes ya ejercemos profesionalmente?
Los profesionales que puedan acreditar un tiempo minimo de experiencia podrán optar a conseguir el Certificado de Profesionalidad correspondiente a su nivel de experiencia y conocimientos mediante un proceso de evaluación.
¿Será imprescindible contar con un Certificado de Profesionalidad o un Título profesional para seguir ejerciendo?
Seguramente no ya que en muchas otras actividades ya reguladas y con una FP propia como peluquería humana o cocina encontramos personas que trabajan sin ningun tipo de titulo o reconocimiento oficial al no ser la titulación un requisito imprescindible para el ejercicio de estas actividades aunque si supone una gran diferenciacián, una ventaja para ocupar un puesto de trabajo y supone un reconocimiento valorado socialmente.
¿Como quedará la oferta formativa?
Pues no será diferente a la de la peluquería humana en la que conviven dos opciones, la oficial mediante la Formación Profesional y la privada con los centros homologados que impartan cursos y concedan una titulación reconocida por la administración, lo que está claro es que mejorarán las posibilidades de recibir una  formación de calidad.
¿Como afectará a los profesionales que son además empresarios?
Tendrán la oportunidad de contratar personal con la necesaria formación para cada uno de los puestos de trabajo que requieran en sus centros además de poder acreditar su nivel profesional superior.
¿Como afectará a los profesionales que trabajan por cuenta ajena?
Al igual que a quienes trabajan por cuenta propia tendrán la oportunidad formarse y acreditarse según su nivel profesional pudiendo asi acceder a un puesto de trabajo y una retribución adecuadas al mismo además de seguir madurando profesionalmente.

¿Que papel les corresponde a las asociaciones y federaciones profesionales en este proceso?
Las entidades profesionales pueden actuar como asesores en los procesos ante la administración pero solo las asociaciones de ambito empresarial tienen reconocida su participación en las relaciones o negociaciones con la administración , especialmente aquellas que tienen que ver con la negociación de un convenio colectivo del sector.

Peluquer@s canin@s profesionales, aficionad@s y chapucer@s

Pelar perros no hace a nadie peluquer@canin@

Quiero ser peluquer@ canin@. La preparación previa

Quiero ser peluquer@ canin@. Soy profesional ¿y ahora que?

Quierro ser peluquer@ canin@. El inicio de la carrera.

Servicios poco profesionales

Servicios poco profesionales II

Soy peluquero canino

Asociación, ¿la solución?


 

Estos son los grupos profesionables aplicables a la peluquería humana, si nos fijamos bien y cambiamos las tareas por las relacionadas con la peluquería humana podemos ver que es realmente posible establecer en nuestra profesión grupos equivalentes.

1. Grupo profesional O. Personal directivo.

Los trabajadores pertenecientes a este grupo planean, organizan, dirigen y coordinan las diversas actividades propias del desenvolvimiento de la empresa. Sus funciones comprenden la elaboración de la política de organización, los planteamientos generales de la utilización eficaz de los recursos humanos y de los aspectos materiales, la orientación y el control de las actividades de la organización conforme al programa establecido, a la política adoptada; el establecimiento y mantenimiento de estructuras productivas y de apoyo y el desarrollo de la política empresarial, financiera o comercial.

Toman decisiones o participan en su elaboración. Desempeñan altos puestos de dirección o ejecución de los mismos niveles en los departamentos, divisiones, grupos, establecimientos, etc., en que se estructura la empresa y que responden siempre a la particular ordenación de cada una.

En este grupo profesional se incluyen todas aquellas tareas o responsabilidades asignadas al trabajador que, por analogía, son asimilables a las siguientes:

Dirección técnico-artística del salón.

2. Grupo profesional I.

Criterios generales: Tareas que se ejecutan según instrucciones concretas, claramente establecidas, con un alto grado de dependencia, que requieren preferentemente esfuerzo físico y/o atención y que no necesitan de formación específica y ocasionalmente de un período de adaptación.

Formación: Con carácter general, Graduado Escolar o Certificado de Escolaridad, o Graduado en Enseñanza Secundaria Obligatoria, o tareas auxiliares en el centro de trabajo y conocimientos reconocidos por la Administración en cada momento.

En este grupo profesional se incluyen todas aquellas tareas o responsabilidades asignadas al trabajador que, por analogía, son equiparables a las siguientes:

Tareas manuales, operaciones elementales relacionadas con su profesión, entendiendo por tales aquellas que requieren poco adiestramiento y conocimientos específicos (lavado de cabeza, aplicación de cremas, mascarillas, manicura básica, depilación con cera de entrecejo y labio superior).

Tareas de recepción, ordenación y distribución de productos y materiales a las distintas secciones de la empresa.

Tareas que consisten en efectuar recados, encargos, transporte manual, llevar o recoger correspondencia.

Tareas de limpieza, vinculadas exclusivamente a su puesto de trabajo.

Tareas de higiene, desinfección y esterilización de útiles y herramientas.

Tareas complementarias de atención al cliente.

Tareas de recepción que no exijan cualificación especial o conocimiento de idiomas.

Telefonista y/o recepcionista.

El personal perteneciente a este grupo, pasará automáticamente al grupo II a los dos años de permanencia en la empresa.

3. Grupo profesional II.

Criterios generales: Trabajos cuya planificación depende de un grupo superior, pero que pueden realizarse de una forma autónoma que exijan habitualmente, iniciativa y razonamiento por parte de los trabajadores encargados de su ejecución, comportando, bajo supervisión, la responsabilidad de los mismos, pudiendo ser ayudados por otro u otros trabajadores.

Formación: Título de ayudante, auxiliar o aprendiz de Formación Profesional Básica, o Certificados de Profesionalidad de nivel 1 de este sector o formación a nivel de graduado escolar o certificado de la ESO, complementada con formación específica en el puesto de trabajo o experiencia laboral.

En este grupo profesional se incluyen todas aquellas tareas o responsabilidades asignadas al trabajador que son necesarias para colaborar en la realización de las actividades del grupo III y además, las siguientes funciones:

Realización de moldeados.

Cambios de color en el cabello.

Recepción de clientes.

Tareas de limpieza, vinculadas exclusivamente a su puesto de trabajo.

Realizar operaciones de venta de productos cosméticos, utensilios y aparatos de usos en peluquería, belleza y de prestación de servicios en el ámbito de la estética personal.

Tareas de operación de equipos de télex o facsímil.

Tareas de despacho de pedidos, revisión de mercancías y distribución con registro en libros o mecánicas, al efecto del movimiento diario.

Operador de ordenador.

Redacción de correspondencia comercial, cálculo de precios, tramitación de pedidos y propuestas de contestación.

Tareas que consisten en establecer en base a documentos contables, una parte de la contabilidad.

4. Grupo profesional III.

Criterios generales: Trabajos para la ejecución de las especialidades de la empresa, que requieren, previa formación del trabajador, del conocimiento de sus técnicas así como de los productos y aparatos necesarios para su realización, pudiendo ser ayudados por otro u otros trabajadores del grupo II.

Formación: Técnicos en Formación Profesional 1.er Grado, Grado Medio y Certificados de Profesionalidad de nivel 2 o formación a nivel de Graduado Escolar o Certificado de la ESO, o Diploma Profesional expedido por alguna de las Organizaciones firmantes de este Convenio a través de la Fundación Tripartita para la Formación en el Empleo, complementada con formación específica en el puesto de trabajo o experiencia laboral.

En este grupo profesional se incluyen todas aquellas tareas o responsabilidades asignadas al trabajador que, por analogía, son equiparables a las siguientes:

Corte del cabello, afeitado y rasurado de barba y bigote y técnicas complementarias.

Cambio temporal o permanente de la forma del cabello, peinarlo y recogerlo en función del estilo seleccionado.

Realizar tratamientos específicos de manos y pies, escultura y colocación de prótesis de uñas.

Aplicación de tratamientos cosmetológicos y capilares, sin intervenir en su diagnóstico.

Aplicación de electroestética complementaria a la higiene e hidratación facial, corporal y capilar.

Depilación mecánica y técnicas complementarias.

Técnicas de higiene facial y corporal.

Aplicar maquillajes adaptados al cliente, maquillaje decorativo facial y corporal.

Maquillaje social.

Maquillaje para los medios audiovisuales y escénicos.

Realizar operaciones de venta de productos cosméticos, utensilios y aparatos de usos en peluquería, belleza y afines y de prestación de servicios en el ámbito de la estética personal. Colocación y adaptación de toda clase de prótesis capilares sin intervenir en el diagnóstico y diseño de las mismas.

Aplicación de tratamientos faciales y corporales en institutos de Belleza, gabinetes de estética, cabinas, salones de peluquería, gimnasios y sauna.

Asesor de Imagen: persona encargada, en cada cambio de tendencia de moda, de planificar la imagen del salón, tanto en los servicios que se prestan a los clientes como en la preparación para competiciones y para los cambios cíclicos de la moda.

5. Grupo profesional IV.

Criterios generales: Funciones que suponen la responsabilidad completa por la gestión de una o varias áreas funcionales de la empresa, a partir de directrices generales muy amplias directamente emanadas de personal perteneciente al grupo profesional 0, o de la propia Dirección, según el tamaño de la empresa, a las que deben dar cuenta de su gestión.

Funciones que suponen la realización de tareas técnicas de más alta complejidad, e incluso la participación en la definición de los objetivos concretos a alcanzar en su campo, con muy alto grado de autonomía, iniciativa y responsabilidad en dicho cargo de especialidad técnica.

Formación: Técnicos Especialistas o Superiores en Formación Profesional 2.º Grado, Grado Superior, Certificados de Profesionalidad de nivel 3, o BUP, o Bachillerato, o Diploma Profesional expedido por alguna de las Organizaciones firmantes de este Convenio a través de la Fundación Tripartita para la Formación en el Empleo, junto con experiencia demostrada en puesto similar

En este grupo profesional se incluyen todas aquellas tareas o responsabilidades asignadas al trabajador que, por analogía, son asimilables a las siguientes:

Diagnóstico de las alteraciones capilares con indicación de los tratamientos estéticos para la aplicación de las técnicas de higiene capilar.

Diagnóstico y diseño para la realización de las diversas prótesis capilares.

Diagnóstico e indicación del tratamiento estético, específico para manos y pies.

Maquillaje permanente y micropigmentación, maquillaje de fantasía y caracterización, visagismo y asesoría en el cambio de imagen personal.

Depilación física (ceras y pinzas), eléctrica, depilación con láser, foto depilación y luz pulsada.

Bronceado de la piel.

Tratamientos faciales y corporales específicos en institutos de belleza, gabinetes de estética, cabinas, salones de peluquería, gimnasios y saunas.

Aplicaciones de masaje con fines estéticos.

Aplicaciones de técnicas de drenaje linfático manual y circulatorio.

Aplicaciones de masaje oriental y por presión.

Aplicaciones de técnicas hidrotermales en institutos de belleza, cabinas de estética, gimnasios y saunas.

Peinados acabados y recogidos.

Controlar la acción promocional para optimizar las ventas y alcanzar los objetivos previstos.

Tareas que consisten en el ejercicio de mando directo al frente de un conjunto de operarios.

Tareas de traducción, corresponsalía, taquimecanografía y atención de comunicaciones personales con suficiente dominio de un idioma extranjero y alta confidencialidad.

Tareas de contabilidad consistentes en reunir los elementos suministrados por los ayudantes y confeccionar estados, costos, provisiones de tesorería y otros trabajos análogos, en base al plan contable de la empresa.

Funciones de análisis de aplicaciones informáticas.

Tareas de gestión de compra de aprovisionamientos, con autoridad sobre la decisión final dentro de un presupuesto y una normativa general preestablecida.

Tareas de inspección, supervisión o gestión de la red de ventas.

Asesor de compra.

De lo positivo y lo negativo en la peluquería canina

Hace tiempo que trato el tema de la denominada peluquería canina en positivo buscando una forma de definir, una forma de entender una visión de la actividad de higiene y cuidado animal basada en la comunicación, el respeto y la empatía.
Es fácil establecer similitudes con la educación en positivo pero aunque en ambas actividades se parta de el estudio del comportamiento animal como base de la comprensión previa a una peluqueria-canina-comunicación mas eficiente y a un mayor entendimiento de la percepción de la otra especie y la forma en que esta reacciona frente a diferentes estímulos o situaciones, la palabra positivo tiene para mi distintas acepciones en educación y en peluquería canina.


Positivo se define como bueno o favorable y es sinonimo de eficaz, efectivo, eficiente, concreto, serio, garantizado, válido, activo y es todo lo contrario a negativo.


Positivo es sumar, aportar cuantas soluciones contribuyan a eliminar cualquier aspecto negativo asociado a nuestra actividad, comenzando por potenciar todo cuanto contribuya al bienestar animal durante su necesaria sesión de aseo y cuidado de su manto a la vez que se procura evitar o eliminar todo cuanto pueda generarle tensión, ansiedad, inseguridad o miedo.
Positiva es la formación que nos capacite para realizar nuestro trabajo con los conocimientos necesarios para realizar un servicio de calidad adaptado a cada caso específico en un entorno seguro y controlado.
Positiva es la mejora de las condiciones laborales en las que muchos profesionales se ven obligados a ejercer.
Positivo es también el asesoramiento a los clientes y la garantia de que sus compañeros van a estar en buenas manos, en unas manos especializadas, preocupadas por su estado y la calidad y la seguridad de los servicios que ofrecen.
A partir de esta concepción positiva se han desarrollado distintas opciones que difieren no en el fondo sino en la forma en la que desarrollan sus servicios, en sus protocolos o en los medios empleados.
Podemos discutir la idoneidad de usar correas, boxes, cabinas o cualquier otra herramienta, sobre la conveniencia o no de hacer coincidir a varios animales a la vez en un mismo espacio o sobre el tiempo mínimo necesario para realizar un determinado servicio pero cualquiera de las opciones que comparta un objetivo positivo es igualmente merecedora de todos los respetos.
Bajo mi punto de vista denominarse peluqueria canina positiva no debería ser excluyente de quienes no usan esta designación, no definirse como positivo no implica en absoluto resultar negativo y entiendo que la inmensa mayoría de los profesionales encajarían en el término positivo aunque no lo hagan constar.
Usar esta palabra implica asumir públicamente un compromiso positivo con la reducción de estres, la acreditación profesional o experiencia laboral, la calidad, la seguridad y la confianza, es en definitiva la afirmación pública de un compromiso con las buenas prácticas profesionales, es también una forma de expresar una diferencia frente a otra forma de  entender y realizar nuestra actividad basada exclusivamente en el rentabilidad económica que ignora y desprecia  tanto nuestro oficio como a los animales a cuyo cuidado nos dedicamos.

Podríamos usar otras palabras que serían igualmente válidas para definir el compromiso que asumimos como etica, justa, honesta, responsable y estaríamos hablando de lo mismo, de hacer lo que consideramos correcto desde nuestra conciencia.

 

Peluquería canina positiva

Causas de estres en la peluquería canina

Condicionantes del servicio

Condicionantes previos

Proteger, cuidar y embellecer

El uso del bozal

Fast grooming-slow grooming

Solvencia y asertividad

El espacio vital

Recibiendo mensajes